jueves, 25 de febrero de 2016

¿Qué es un analema? y como conseguirlo.

El analema es el nombre que se le da a la curva cíclica, con forma de ocho acostado (o símbolo de infinito), que describe el movimiento del Sol en el cielo respecto de un observador terrestre fijo a lo largo del año.

Este fenómeno es debido a los dos movimientos de la Tierra, por un lado el de rotación y por el otro el de traslación.
Lo conseguiremos haciendo una misma fotografía diaria durante un año, por supuesto siempre desde el mismo lugar, con el mismo encuadre y a la misma hora exacta (¡cuidado con los cambios de hora!).


Consejos para tener un buen analema

Fijar la posición de la cámara. Deberemos escoger un lugar al que tengamos acceso asegurado, e incluso idealmente en el que podamos instalar y dejar fijo un trípode (o sustituto), para mayor comodidad.
Escoger un buen encuadre, que tampoco podremos variar, y a ser posible con un objetivo angular al menos las primeras veces, para evitar que se nos salga el Sol del encuadre en cierta época del año y al mismo tiempo incluir en la foto elementos fijos invariables en el tiempo (edificios, por ejemplo, o un paisaje). Cuanta mayor precisión en repetir el encuadre mejor, aunque después en posproducción alinearemos las fotos en capas para garantizar que la foto “es la misma” en cada toma.
Ignorar los cambios de hora de tu país. Esto es evidente, pero no está de más recordarlo y tenerlo bien presente, ya que de otro modo las tomas no coincidirán y no serán compatibles para el analema.
- Elegir una hora que te asegure que el sol será visible en tu encuadre durantetodo el año, a no ser que quieras perder parte del analema intencionalmente.
Exactitud en la hora. Es muy importante que tengamos siempre nuestro reloj con la hora lo más exacta posible y que seamos muy rigurosos con el momento de tomar la foto. Un buen truco es aprovechar un momento del día de relax, para poder estar preparados un poco antes y no llegar tarde a nuestra cita con el analema. Una diferencia de simplemente 1 minuto puede estropear nuestro trabajo en determinada época del año donde el sol “se mueve” más rápido.
Respetar la frecuencia. Si no queremos hacerlo todos los días, podremos optar por hacerlo cada X días, cada semana, cada quincena o cada mes, pero siempre deberá ser el mismo número de días para evitar que los espacios entre las posiciones del sol sean heterogéneas. Si lo hacemos a diario, obtendremos casi casi una línea continua, si lo hacemos cada treinta días, lógicamente sólo tendremos 12 puntos de sol en nuestra composición final.
Calcular la exposición adecuada ya que al montarlas no puede haber errores de balance de blancos y/o luz.

Consejos para hacer Street Photography

1. Sé muy respetuoso. Evita capturar imágenes denigrantes, si fotografías a un músico o un artista de la calle procura compensarle con alguna moneda.
2. Ten tu cámara en la mano y no colgada en tu cuello, o te perderás más de una instantánea y además pasarás menos desapercibido.
3. Fotografía secuencias. No dejes de disparar y puedes llevarte alguna sorpresa.
4. Prueba a disparar sin mirar por el visor. Requiere práctica, pero puedes tener la suerte de conseguir una foto maravillosa desde un ángulo más bajo.
5. Observa el entorno y párate si es necesario. A veces encontramos un motivo que nos puede regalar una buena instantánea, pero tendrás que tener un poco de paciencia, esperar el momento justo… y ¡disparar!
6. Busca escenarios que te cuenten algo, así no sólo tendrás una imagen, también tendrás una historia.
8. Prueba a salir cada día con una lente diferente, así compruebas los distintos resultados sin necesidad de cargar con todo el equipo.
9. Busca rostros interesantes.
10. Diviértete. Este tipo de fotografía es para vivirla, sentirla, amarla… No te lo tomes como una obligación, disfruta de los escenarios, de los personajes, juega con ellos y dispara (no a matar, claro).
11. Dispara, dispara y dispara, ya tendrás tiempo de borrar.
12. Sé ágil. Tienes que ser muy rápido, ya hemos dicho que la escena se esfuma rápido.
13. Mejor si no llevas compañía. Te moverás más fácil y tu acompañante no se aburrirá. Y si tienes compañía…  aprovéchate de la situación, ve charlando tranquilamente y esto ayudará a lograr tu “invisibilidad”.
14. La arquitectura puede ser muy interesante, pero siempre ganará con el factor humano.


Tipos Y Usos De Los Filtros De Fotografía

Hoy te voy a explicar un poco los distintos tipos de filtros que hay en el mercado así como la utilidad que tiene cada uno de ellos:


  • Filtros Skylight y UV: Su cometido básico es proteger el lente de cristal del objetivo de posibles suciedades, polvo, arañazos, etc. Secundariamente filtran la luz ultravioleta y corrigen ligeramente el exceso de color azul en las fotos, pero de manera casi desapercibida. Como su mayor finalidad es proteger el objetivo y poco más, suelen tener un coste bastante económico.
  • Filtros de efectos: Son filtros que sirven para aportar algún efecto determinado a la foto: por ejemplo está el filtro de estrellas, el degradado, entre otros. Sirven para conseguir efectos que de otro modo tendríamos que aplicar a través de un programa de edición como Photoshop por ejemplo.
  • Filtro Polarizador: Me encanta. Éste es un filtro que cumple dos funciones: por un lado elimina los reflejos indeseados de superficies brillantes como el agua, los cristales, etc., y por otro lado ayuda a obtener colores más intensos y más saturados. Muy útil por ejemplo a la hora de fotografiar un paisaje, haciendo que el cielo tenga un color azul más intenso y con mayor contraste con respecto a las nubes. 
  • Filtro de Densidad Neutral, ND: Es un filtro gris, compuesto de materias químicas que ayudan a reducir la cantidad de luz que entra a la cámara sin perjudicar los colores en absoluto. Sólo necesitarás usar este tipo de filtros si dominas el modo manual de tu cámara y a demás te encuentras en situaciones en que no obtienes el balance adecuado entre velocidad de obturación y cantidad de luz que entra.
  • Filtro de Infrarrojos: Es un filtro que permite la entrada únicamente de la luz infrarroja, lo que produce unas fotografías bastante curiosas. Hay gente muy aficionada a esta disciplina fotográfica.
  • Como ves existen filtros para todos los gustos. Personalmente encuentro especialmente útiles dos: el filtro UV, más que nada por proteger el objetivo, y el Polarizador que me gusta usar en fotografía de paisajes. Si eres un usuario experto tal vez te interese disponer también de uno de Densidad Neutral. Los demás son ya para conseguir efectos fotográficos originales.

¿Qué sabemos sobre los sistemas de estabilización realmente?

Los estabilizadores o sistemas de estabilización ya forman parte del habla habitual de cualquier fotógrafo aficionado y profesional. Los profesionales ya saben de qué va, el aficionado medio ha probado sus bondades o ha oído hablar de ellos, pero los nuevos acaban de topar con ellos y no saben muy bien de qué van. No porque sea difícil de entender, ni mucho menos, pero es que hay tantas cosas por aprender, por decidir, por comparar… Que lo mejor es ir desglosando poco a poco todos los conceptos que forman el gran TODO que llamamos fotografía. Así que lo mejor es que veamos rápidamente y de forma sencilla qué es un estabilizador, cómo funciona y cuándo debemos utilizarlos.

¿Qué es un estabilizador de imagen?

Un estabilizador nos permite disminuir las vibraciones que provocamos al sujetar la cámara a pulso;  El estabilizador corrige el movimiento o trepidación que nosotros creamos al sujetar la cámara y no el movimiento de la imagen en sí. Es decir, si un ciclista pasa a toda velocidad delante de ti en plena noche, el estabilizador NO va a congelar la imagen. Eso sólo lo puedes conseguir trabajando a velocidades elevadas, lo que de noche es complicado 

¿Cómo se utiliza?

No todos los estabilizadores disponen de ambos modos, pero empiezan a ser cada vez más comunes en los nuevos modelos.
Modo normal: Es el más recomendable cuando queremos reducir la trepidación ocasionada por el movimiento que genera nuestro pulso, o lo que es lo mismo, en la mayoría de situaciones.
Modo activo: Es adecuado para eliminar trepidaciones asociadas a un movimiento lineal externo al fotógrafo, por ejemplo desde un coche.

¿Qué tipos de estabilizadores existen?

Los podemos dividir los estabilizadores en dos tipos según dónde se encuentren:

1. El objetivo de la cámara (también conocidos como estabilizadores ópticos)

Es el utilizado por marcas como Nikon (VR), Canon (IS), Panasonic, Lumix o Leica (Mega OIS) entre otras. Con este sistema, la estabilización se consigue a través de unos sensores (giroscopios) que detectan el movimiento de la cámara y transmiten la información a las lentes de estabilización, que actúan como un prisma flexible permitiendo alterar el ángulo de luz que lo atraviesa, en dirección contraria al movimiento de la cámara. Es decir, a través de un sistema de lentes, se corrige el ángulo generado por el movimiento, llegando así la imagen estabilizada al sensor.Ejemplo de objetivo con estabilizadorejemplo de este tipo 

Ventajas

  • Al estar situados en la óptica, cada una lleva el sistema específico que mejor se adapta a él, y por lo tanto suelen ser más precisos y efectivos.
  • La imagen llega estabilizada al sensor, por lo que la veremos estabilizada antes de disparar.

Desventajas

  • Su utilización consume más batería.
  • Sale más caro que en el cuerpo de la cámara, ya que tienes que pagar por el sistema cada vez que compras un objetivo.

    2. En el cuerpo de la cámara (también conocidos como estabilizadores mecánicos)

    Es el sistema que utilizan marcas como Pentax (SR), Sony (SteadyShot) u Olympus entre otras. En este caso, el movimiento se detecta a través de unos sensores situados en el cuerpo de la cámara que corrigen la imagen trepidada a través del movimiento del sensor situado en el cuerpo de la cámara. Es decir, no se mueven lentes sino que es el mismo sensor el que se mueve para compensar la imagen.Ejemplo de cámara con estabilizador integrado en el cuerpo

Ventajas

  • Es más económico, ya que sólo pagamos por el sistema una vez y no con cada objetivo que utilicemos.

Desventajas

  • No es tan preciso, y puede resentirse algo cuando utilizamos los teleobjetivos, ya que este sistema no tiene en cuenta la longitud focal del objetivo.
  • Aumenta el uso de batería.

¿Cuándo debemos utilizarlos?

  • Cuando disponemos de poca luz ambiente y nos vemos obligados a trabajar con velocidades de obturación por debajo del mínimo indispensable para que las imágenes no salgan trepidadas (recuerda que la referencia de estas velocidades mínimas es: velocidad de obturación= 1/Distancia focal del objetivo).
  • Cuando trabajemos con teleobjetivos. A medida que aumenta la focal, debemos trabajar con velocidades más rápidas, ya que las trepidaciones se hacen más evidentes.

    ¿Y por qué no siempre?

    Si estás disparando a pleno día, con buena iluminación, a velocidades altísimas, un estabilizador no va a aportar nada a tu imagen, va a gastar batería, va a ralentizar el proceso si quieres disparar en ráfaga, etcétera. Un estabilizador tiene muchísimas ventajas y grandes resultados, pero siempre y cuando éste sea necesario. Si no es así, lo mejor es prescindir de él.
    • Puede reducir la nitidez de la imagen
    • Gasta batería
    • No aporta nada a la imagen en situaciones de mucha luz
    • Ralentiza el disparo cuando necesites disparar en ráfaga
    • Montado sobre un trípode puede malinterpretar la información y tratar de corregir un movimiento inexistente que nos puede llevar a imágenes erróneas

Fotografía Diferente: FACHADAS!

Existe un blog en internet donde todas las semanas apuestan por hacer un reto a sus seguidores, y en este caso me ha parecido curioso compartir con mis compañeros del #estenopeicoperdido algunas de sus aportaciones con sus fotografias de fachadas, algo que para el resto de las personas no sería digno de fotografiar, pero para determinados ojos si.Pienso que la mejor fotografía puede estar delante tuya pero no darnos cuenta!


CONSEJOS PARA HACER FOTOGRAFÍA PANORÁMICA

Consejos para hacer fotografía panorámica

1) Utiliza un objetivo de entre 35 y 50mm: Un objetivo gran-angular producirá distorsiones ópticas (casi parecidas a las de un ojo de pez) que te dificultarán posteriormente la tarea de alinear la tomas unas con otras.
Por otro lado, tampoco te interesa utilizar un teleobjetivo porque obtendrás encuadres extremadamente reducidos. Lo ideal, por tanto, sería disparar con una distancia focal de entre 35 y 50mm.
Puente Lousville, disparada con un iPhone 4
Puente Lousville, disparada con un iPhone 4
2) Apertura de diafragma f/8: Si estás retratando un paisaje lo suyo sería disparar con una apertura de diafragma mediana, algo sobre los f/8 o así. Esto se debe a que normalmente en un panorama fotográfico no buscamos un único elemento protagonista al que queramos enfocar exclusivamente, sino más bien nos interesa que la totalidad del paisaje salga bien enfocada. Aperturas de entre f/8 y f/11 permiten conseguir un panorama completamente enfocado.
Atención: Debido a estas aperturas tan reducidas (f/8) lo más probable es que obtengas fotos oscuras. Procura solventarlo disparando a velocidades de obturación relativamente lentas, subiendo ligeramente el valor ISO, y utilizando un trípode como veremos más adelante.
3) Utiliza un enfoque manual: Para que la cámara no se vuelva loca buscando un punto de enfoque, y para que todas tus fotos resulten uniformes en cuanto a enfoque, cambia el enfoque a “manual”, enfoca, y déjalo ahí bloqueado. De esta manera todas las tomas saldrán con el mismo nivel de enfoque.
Panorámica de París desde Notre Dame
Panorámica de París desde Notre Dame
4) Utiliza una exposición manual: Para que todas las tomas sean parecidas tendrás que bloquear la exposición de tu cámara. Misma exposición, misma apertura, misma velocidad de obturación, para todas las tomas.
5) Utiliza un Balance de Blancos manual: Esta es una de las pocas ocasiones en que necesitarás bloquear el Balance de Blancos de tu cámara de fotos. Si no lo haces es posible que obtengas distintas tomas, cada una con un tono de color ligeramente diferente.
Utiliza el modo de Balance de Blancos “Personalizado” de tu cámara. Este modo te permite disparar a un folio blanco indicándole así a tu cámara el tono de color “neutro” que ésta ha de utilizar en todas las fotos para que salgan parecidas.
Panoramica de un paisaje en Colorado
Panoramica de un paisaje en Colorado
6) Si vas a capturar un panorama horizontal, sujeta la cámara en vertical: Así podrás capturar un mayor encuadre en cada toma, lo cual te dará mayor libertad a la hora de empalmar las fotos y juntarlas unas con otras. Es verdad que así tendrás que realizar más disparos, pero el resultado final merece la pena 😉
7) Activa la Cuadrícula de ayuda: Para mantener todas las tomas correctamente alineadas conviene activar la Cuadrícula de la que muchas cámaras actualmente disponen. Esta cuadrícula te ofrece ayuda visual en pantalla para no perder la línea de tus encuadres.
Atardecer en Grande Rocques, Guernsey, Francia
Atardecer en Grande Rocques, Guernsey, Francia
8) Solapa el 30%: Disparar las tomas es sólo una parte del trabajo. La otra parte, igual de importante, será colocar las tomas unas junto a otras en un programa de edición/posprocesado de fotos. Para poder trabajar el posprocesado tranquilamente y a gusto te recomiendo que en el momento de disparar las tomas las hagas solapando unas sobre otras en un 30% por lo menos. ¿Por qué? Normalmente cuando llevas las fotos al ordenador te das cuenta de pequeñas imperfecciones, errores, zonas estropeadas, etc. Solapar las fotos en un 30% te da libertad y tranquilidad, sabiendo que si una esquina sale mal la podrás sustituir a partir de la siguiente foto.
9) Utiliza trípode: A ser posible, trípode de rótula. Por un lado tendrás estabilidad y evitarás el caer en fotos borrosas o movidas. Por otro lado, un trípode de rótula te permitirá girar la cámara tranquila y suavemente en la dirección deseada. (Aquí consejos y recomendaciones sobre trípodes).
Los Alpes
Los Alpes
10) Gira tu cuerpo entero sobre el talón del pie contrario: En ausencia de un trípode tendrás que hacer las fotos girando sobre tu mismo cuerpo e intentando mantener la cámara al mismo nivel. Para girar emplea el talón de tu pie contrario al punto desde el que hayas empezado a disparar y ve girando así todo tu cuerpo poco a poco. Por ejemplo: si empiezas a disparar de izquierda a derecha, tendrás que apoyar tu cuerpo sobre el talón del pie derecho, ir girando tu cuerpo mientras disparas, a la vez que vas moviendo tu pie izquierdo alrededor para así mantener el equilibrio.
11) Evita los objetos en movimiento: Al tratarse de varias tomas solapadas, un error típico es el de los objetos en movimiento de los que aparece sólo una parte. Por ejemplo si mientras disparas una foto panorámica hay un taxi que atraviesa el encuadre de alguna de las tomas, en el resultado final verás sólo la mitad del taxi, o un fantasma del mismo. Cuidado con estos errores porque luego cuesta eliminarlos.
12) El ingrediente secreto es la composición: El encanto de una fotografía panorámica no radica en el hecho de que sea precisamente panorámica. Sí, eso ayuda, pero la composición es lo que la convertirá en un buen trabajo fotográfico. No descuides nunca este aspecto. Todo lo que fotografíes, sea bajo la técnica que sea, hazlo con la composición en mente.
En fotografía panorámica si puedes aplicar por ejemplo la regla de los tercios utilízala, conseguirás una foto panorámica impresionante. Los cielos con nubes también son una apuesta ganadora.
Desde el Monte God, Camboya
Desde el Monte God, Camboya

¿Cómo hacer fotografía panorámica “fácil”?

La manera más corriente y habitual de hacer fotografía panorámica es disparar con una cámara de fotos digital varias tomas y juntarlas después, durante el posprocesado, mediante algún programa de edición de fotos como Photoshop o cualquier otro. Aunque es mi método preferido, reconozco que encierra cierta complejidad y conlleva mucho esfuerzo, precisión, y tiempo delante del ordenador intentando que las tomas encajen. Es el método artesanal digamos.
Existen no obstante métodos igual de efectivos pero mucho más fáciles y que apenas suponen esfuerzo:
  1. Cámaras digitales con función “Panorámica” incluida: Muchas cámaras ofrecen la función de foto panorámica de manera simplificada y casi automática. Simplemente activas la función en cuestión, pulsas el disparador, y vas girando la cámara en el sentido deseado. Tras unos pocos segundos la cámara terminará de registrar las tomas y procesará automáticamente todas esas tomas para generarte, en cuestión de 1 ó 2 segundos, una bonita foto panorámica. Personalmente he probado esta función en la Panasonic Lumix TZ30 y el resultado me ha parecido impresionante. Móviles como el iPhone 5 también disponen de esta función.
  2. Cámara Lomográfica Spinner 360°: Se trata de una cámara analógica, de carrete o film, la cual permite tomar divertidas fotos panorámicas de 360º con sólo darle al disparador. No necesitas preocuparte por nada más que por capturar una buena composición. Lo bueno es que incluso puedes tomar fotos panorámicas de objetos y sujetos en movimiento. La cámara captura la foto panorámica de manera tan rápida que todo se congela. Una pasada. Aquí tienes algunos ejemplos de los resultados que ofrece.
spinner1
spinner3
spinner2
Como ves hay distintas maneras de hacer fotografía panorámica, desde la más lenta y profesional hasta la más rápida y fácil. Lo cierto es que, utilices el método que utilices, la diversión y la creatividad estarán asegurados.

El prestigioso fotógrafo Chema Madoz llena Fonseca con sus combinaciones

 El artista madrileño reconoce que en la ciudad salmantina comenzó "a hacer fotografía" durante su estancia para hacer el servicio militar

El reconocido fotógrafo madrileño Chema Madoz presentó este jueves en la sala de exposiciones de la Hospedería Fonseca de Salamanca su muestra retrospectiva 'Ars combinatoria', en la que se reúnen 70 obras de Madoz junto con 21 reproducciones de sus trabajos gráficos y el Fotopoemario realizado en colaboración con el poeta Joan Brossa.

El artista madrileño regresa así a Salamanca, lugar donde expone por segunda vez tras la muestra realizada en 1999, en una vuelta a los orígenes, tal y como el propio Madoz reconoció durante la presentación de la exposición al recordar que en la ciudad salmantina es donde comenzó "a hacer fotografía" durante su estancia entre los años 1979 y 1980 con motivo de la realización del servicio militar. "Aquí comencé a revelar las fotos y donde entré en la magia del laboratorio, en un arranque de la forma de relacionarme con la fotografía", explicó.

Madoz señaló que desde entonces hasta su obra de los últimos años, recogida en 'Ars combinatoria', se produjo "un paso" con el que comenzó a "buscar fotografiar las imágenes que estaban en mi cabeza pero que no aparecen en la realidad". Así llegaron las fotografías de objetos, su gran impronta en el mundo de la fotografía nacional e internacional, en las que, manifestó, "la mirada deja de lado lo accesorio y se centra en lo que aporta el objeto".


Ese interés por el objeto comenzó, como el propio Madoz reconocía, con "una serie de unos 30" que le supuso "un desafío" porque no sabía "qué quería contar con ellos. Fue una manera de dar con un lenguaje que para mí es inagotable, porque si en algún momento dejo de hacerlo es porque me agostaría yo pero no las posibilidades en ese terreno", sentenció.

Durante su intervención, Madoz reconoció que le sigue "sorprendiendo" lo que encuentra en sus fotografías y que continúa "aprendiendo con el trabajo dentro de una línea que ha cambiado a lo largo del tiempo por los procesos para trabajar con los objetos", explicó el artista madrileño, cuyo cambio de la figura humana al objeto como objetivo de su fotografía se produjo en los años noventa.

Así lo recordó la comisaria de la exposición, Oliva María Rubio, quien destacó que "la obra de Madoz es diferente en cada sala y a esta se ha adaptado a la perfección. Rubio explicó que la fotografía de Madoz es "solo un medio para expresar sus ideas y emociones de escultor y poeta", revelando lo que la comisaria de la exposición dio en llamar las "trampas de la visión" que desvelan "las relaciones escondidas entre los objetos" y que hacen que el espectador mire el trabajo del artista madrileño "entre la extrañeza y la familiariedad".

"No hay títulos para no orientar nuestra mirada y que, de esa manera, seamos partícipes con ella de la creación", concluyó Rubio. La muestra de Chema Madoz continuará en la sala de exposiciones de la Hospedería Fonseca de Salamanca hasta el próximo 13 de marzo.

jueves, 18 de febrero de 2016

¿cómo iluminar tus retratos? http://www.dzoom.org.es/como-iluminar-tus-retratos-descubre-los-5-modos-mas-utilizados/
Es un poco tarde, pero me pareció interesante; para quien le haya gustado y quiera continuar: http://www.xataka.com/fotografia-y-video/la-guia-del-fotografo-nocturno-esto-es-lo-que-tienes-que-saber-para-hacer-fotos-de-noche
CONCURSO DE FOTOGRAFÍA EN MEDINA DEL CAMPO http://www.sonystas.com/foro/concursos-de-fotografia/dereflex-medina-del-campo-junio-2016/

martes, 16 de febrero de 2016

Como limpiar el sensor de una cámara réflex.

Os dejo un breve tutorial de Mario Rubio que muestra como limpiar el sensor de la cámara de una forma fácil y sencilla. Con algo de maña y cuidado se puede hacer sin complicaciones. No hay que tenerle miedo que no es mucho más complicado que limpiar una lente.



En su canal de youtube podeis encontrar más tutoriales y masterclass.

Canal de youtube: Mario Rubio

viernes, 12 de febrero de 2016

El fotógrafo Chema Madoz inaugura su exposición retrospectiva ‘Ars combinatoria’ en la Hospedería Fonseca

La muestra, que podrá visitarse hasta el día 13 de marzo, reúne 71 fotografías, 21 reproducciones de sus trabajos gráficos y su ‘Fotopoemario’

El Servicio de Actividades Culturales de la Universidad de Salamanca ha presentado en la sala de exposiciones de la Hospedería Fonseca la exposición “Ars combinatoria”, del reconocido fotógrafo Chema Madoz (Madrid, 1958). La muestra presenta a través de las fotografías expuestas un extenso recorrido por el trabajo del artista, ofreciendo una amplia panorámica de los diversos estadios por los que ha pasado su obra, así como su evolución y el cambio de los objetos que han llamado su atención. Será la segunda vez que Madoz presente sus originales en la Universidad de Salamanca, tras la colección reunida en 1999 en colaboración con el Centro Gallego de Arte Contemporáneo.


Esta exposición reúne una selección de 70 obras del fotógrafo, uno de los creadores más interesantes de la escena artística contemporánea, gracias a su especial modo de interpretar el arte a través de la fotografía y a su visión poética. Se exhiben además 21 reproducciones sobre Dibond de los trabajos gráficos del autor, fruto de sus colaboraciones con revistas, periódicos, libros, etc. El título de la exposición es un guiño al arte de la combinatoria desarrollado por el filósofo mallorquín Ramón Llull (siglo XIII-XIV); de esta forma, el artista lo relaciona al pensador con su peculiar forma de entender el arte.
Además de las 70 obras seleccionadas y las 21 reproducciones, la muestra se completa con la presentación de su “Fotopoemari” (2003), una edición compuesta por fotografías de Madoz y poemas de Joan Brossa ligados entre sí. Una colección de imágenes de uno de los fotógrafos más internacionales acompañada por un gran poeta visual, cuyo resultado es la capacidad de demostrar cómo una imagen vale más que mil palabras y un poema puede ofrecer una gran imagen.

La fotografía de Chema Madoz

A partir de los noventa, tras una primera etapa en la que trabaja con la figura humana, la luz natural, el azar y el reportaje, el taller de Chema Madoz se ha ido poblando de objetos que ha reunido a lo largo de sus años de creación. Sin embargo, compone sus imágenes no sólo con objetos, sino también jugando con elementos de la naturaleza. Una vez la idea es concebida en su mente, la ordena y la construye para ser fotografiada, dando lugar a la imagen final.
Madoz se considera un escultor de objetos que opera desde el punto de vista de un fotógrafo. Pero también se le puede considerar como un poeta visual o un artista conceptual, ya que su actividad artística parte de un proceso mental e intelectual. En ese proceso mental que preside todas sus imágenes, a veces las conclusiones son posteriores a la creación del objeto y otras anterior.
El artista se enfrenta a los objetos de distintas maneras: el objeto encontrado sin alterar, el objeto manipulado, y el inventado y construido por él mismo en su estudio. Hay en estos desplazamientos, metamorfosis, combinaciones o búsqueda de relaciones entre los objetos una especie de ligereza que se asocia con la idea de juego. En los encuentros fortuitos a los que somete a los objetos, Madoz también se emparenta con los surrealistas en la búsqueda de nuevos significados, nuevos parentescos, nuevos caminos por donde dejar vagar nuestra imaginación y ampliar así el campo de nuestra visión.
Hay objetos que tienen en sí mismos una carga conceptual y semiótica fuerte, a los que el artista ha recurrido en más de una ocasión: libros, pintura, zapatos, vasos y cucharas, gotas de agua… así como todo lo relacionado con el viaje. Chema Madoz trata de hacer cambios sutiles en las cosas, añadiendo y restando, para crear esa extrañeza que se siente ante sus fotografías.
Extrañeza y familiaridad son dos características que se encuentran en su trabajo. Sus obras, en un primer vistazo, chocan y sorprenden, pero enseguida se reconocen sus guiños. Madoz quiere hacer al público cómplice de sus descubrimientos, de ahí que se niegue a orientar su mirada mediante títulos descriptivos a sus obras.


La exposición permanecerá abierta al público hasta el domingo 13 de marzo, de 12 a 14 horas y de 18 a 21 horas de martes a sábado y de 10 a 14 horas los domingos y festivos.

miércoles, 10 de febrero de 2016

Las 10 películas con mejor fotografía

La lista de Schindler (1993)
Dirección Steven Spielberg. Director de fotografía Janusz Kaminski

2Amelie (2001)
Dirección Jean-Pierre Jeunet. Director de fotografía Bruno Delbonnel

3El señor de los anillos: La comunidad del anillo (2001)
Dirección Peter Jackson. Director de fotografía Andrew Lesnie
4ºEl árbol de la vida (2011)
Dirección Terrence Malick. Director de fotografía Emmanuel Lubezki.
5ºApocalypse Now (1979)
Dirección Francis Ford Coppola. Director de fotografía Vittorio Storaro
6º2001: Una odisea del espacio (1968)
Dirección Stanley Kubrick. Director de fotografía Geoffrey Unsworth.
7ºBarry Lyndon (1975)
Dirección Stanley Kubrick. Director de fotografía John Alcott
8ºSin City (Ciudad del pecado) (2005)
Dirección Robert Rodriguez, Quentin Tarantino. Director de fotografía Robert Rodriguez.
9ºBig Fish (2003)
Dirección Tim Burton. Director de fotografía Philippe Rousselot.
10ºEl pianista (2002)
Dirección Roman Polanski. Director de fotografía Paweł Edelman.


Esquemas de iluminación para desnudos



“No hay nada peor que la imagen nítida de un concepto difuso”. ANSEL ADAMS

El Maestro aparece cuando el alumno está preparado.

“Entre las muchas formas de combatir la nada, una de las mejores es hacer fotografías.” JULIO CORTAZAR

Tus primeras 10.000 fotos serán tus peores fotos.
Henri Cartier-Bresson



SEGUIDORES

VISITAS